Aztechin

Noticias de Cultura Pop

Cine y Series

Joel Schumacher y sus Muchachos Perdidos (Reseña retro)

El día de ayer se dio a conocer la noticia de que el director de 80 años de edad Joel Schumacher falleció a causa del cáncer que le fue detectado el año pasado. con trabajos como St. Elmo’s Fire, The Lost Boys, Flatliners, Falling Down, 8mm, Number 23, Phantom of the Opera, A Time to kill, Phone Booth, The Client, Batman Forever y Batman & Robin siendo esta última la que haya mermado su carrera como director.

Al neoyorquino Joel Schumacher hay que agradecerle que varias de sus trabajos como director entre los años 80’s y 90’s sean hoy día películas de culto que siguen y seguirán en el gusto de los espectadores, una gran pérdida para la industria cinematográfica y de su filmografía es que hago esta retro reseña de una de las películas que marcó un hito en la cultura vampírica “The Lost Boys

El proyecto se basó en la idea original de la novela Lost Souls de la autora/autor Poppy, Z. Brite los escritores Janice Fischer, y James Jeremias desarrollan un guión que tuviera elementos vampíricos mezclados con el cuento de Peter Pan y no fue hasta que llegó a las manos de Joel Schumacher y Jeffrey Joam que el guión tuvo cambios importantes en la mítica que ya todos conocemos sobre los vampiros haciendo de esta una aventura más juvenil muy de moda en esos años.

Luego de su estreno y tras estar rodeada de mucha polémica por parte de quienes la aceptaron bien y de quienes pensaron que era una burla a un género específico y vampírico que viene desde los años 20’s la película se posicionó como una de las favoritas en ese año.

¿De qué va la película?

Tras el divorcio de su madre, Michael y Sam viajan de Phoenix Arizona a Santa Carla California para vivir con su abuelo un lugar que en apariencia es apacible y aburrido que no merecería mucho la pena de no ser porque está habitado por una banda de vampiros y que se alimentan de todo aquel que se cruce en su camino, las cosas se complican cuando la única chica de esta peculiar banda seduce al joven recién llegado y rebelde Michael, no pasará mucho tiempo antes de que éste joven con problemas tras lo sucedido con su madre se convierta a base de engaños por el jefe de la banda en otra criatura de la noche, para impedir que se complete su transformación de una manera definitiva, él y su hermano menor deben encontrar la forma de romper con eso y desmembrar a la banda de seres nocturnos.

Ya es un indudable clásico de los ochenta y una de las cintas icónicas del género de los vampiros como un icono de la cultura pop, parece mentira que 33 años después de su estreno siga teniendo esa fuerza y efectividad narrativa y visual al momento de mezclar el evidente atractivo y terror que caracterizan a estos seres con una dosis de humor que es completamente intencional.

Muchas veces se ha utilizado el término “película juvenil” de una manera un tanto peyorativa pero en The Lost Boys se trata de más que solo de palabras y adjetivos, subtexto de esta película producida por Richard Donner y Harvey Bernhard y dirigida por Schumacher sabe plasmar casi perfectamente un mundo de jóvenes que no se aleja del contexto californiano, de hecho, la banda de los vampiros liderada por un genial Kiefer Sutherland es la metáfora perfecta de una juventud descontrolada y eterna, y este hecho que se manifiesta claramente no sólo en su afición a las motocicletas y a la música pop rock, sino incluso, a la referencia gráfica de una foto gigante de Jim Morrison que preside su hábitat en medio de las cavernosas ruinas de un balneario hundido por un terremoto a principios del siglo pasado y que da la ambientación perfecta para desarrollar a estos personajes.

Estos vampiros que vuelan, facultad que, por cierto sólo vemos a través de una cámara subjetiva se alejan por completo de la típica imagen sobria y elegante de sus predecesores cinematográficos para mostrarse como unos seres nocturnos más abocados al caos, irresponsables en sus matanzas indiscriminadas y con ganas de crear problemas dondequiera que vayan.

QUIZÁ TE INTERESE  Saliendo del clóset sin grandes dramas

Pero no son estas criaturas lo único a destacar en esta historia, ya que el trío de jóvenes co-protagonistas Corey Haim, Corey Feldman y Jamison Newlander también es de cuidado y son estos quienes dan esa chispa de humor a la cinta, ante la idea de Sam de que su hermano mayor termine transformándolo en vampiro recluta la ayuda de dos jóvenes que trabajan en una tienda de cómics que en realidad es un centro de operaciones secreto para combatir el mal que aqueja a la comunidad obsesionados con el tema de los vampiros y que no dudarán en ayudarle cual una pareja de s mini-Van Helsing´s en su lucha contra el mal para recuperar la humanidad que de a poco va perdiendo el hermano mayor.

Esta premisa que bien puede sonar ridícula está perfectamente llevada a cabo en The Lost Boys, con lo que todos deberíamos quitarnos el sombrero ante Schumacher por haber superado con éxito uno de los mayores retos cinematográficos que hay: hacer una película de terror que incluye escenas de humor con jóvenes y que no nos hace llenarnos de vergüenza ajena ni tampoco recurrir a chistes grotescos o a semidesnudos, y es aquí donde precisamente el humor en esta película no se siente para nada forzado aunque sea intencional y enriquece la historia de una manera agradable y llevadera.

El elenco conformado por Jason Patric, Kiefer Sutherland, Corey Haim, Corey Feldman, Edward Herrmann, Jami Gertz, Dianne West, Broke McCarter, Billy Writh, Alex Winter y Bernard Huges quienes hacen un estupendo trabajo actoral son quienes dan vida a estos personajes que se desarrollan de poco a poco y que en pantalla se ven tan cómodos en sus papeles que han declarado que hacer esta película fue lo más divertido que les pudo pasar a sus carreras y no lo dudo ya que el ambiente en el set era de lo más amento entre técnicos y actores.

El maquillaje y los efectos prácticos usados en la cinta corrieron a cargo de Greg Cannom y el Stan Winston school of character arts y son de lo mejor para su época, los vampiros se ven aterradores y malignos sin dejar de lado la moda que los acompaña, creando un trabajo inigualable por lo sencillo y vistoso que es.

Otro punto a destacar de esta producción es la excelente banda sonora que hasta la fecha también es uno de los soundtracks de culto en el sub-género del vampirismo y la música que lo acompaña estando vigente en formatos de CD y Vinyl desde hace más de 30 años, teniendo exponentes como el score de Thomas Newman y las canciones interpretadas por INXS y Jimmy Barnes, Tim Capello, Echo & the Bunnymen y la destacada Cry Little Sister de Gerard Mcmann que abre la cinta de una manera espectacular, Lou Gramm de Foreigner quién fue el encargado de interpretar el tema Lost in the Shadows tema central de la película, en 2010 se editó un material no oficial que contiene las canciones y parte del score no utilizado en el material original.

Como suele ocurrir con otras muchas películas los estudios encargaron al escritor Craig Shaw Gardner la novelización de la cinta que resultó en un trabajo de 220 páginas publicado por Berkley Publishing a finales de 1987, el libro en cuestión incluye escenas que se eliminaron de la película y que aparecen como borradores en la edición del 25 aniversario, cortes en los que narran a Michael trabajando para conseguir dinero para comprarse una chamarra de cuero, también extiende la aparición de los Nazis del Surf que vemos muy brevemente en el corte final, incluye también elementos del vampirismo como la incapacidad de cruzar agua corriente o el efecto de la sal en sus cuerpos, es curioso como este libro se ha convertido en una valiosa pieza de colección.

Es verdad que la película no es tan pretenciosa ni tampoco busca dar tanto miedo como otras de su género, también es cierto que el giro final que toma la trama está ya se veía venir desde el principio, la historia es tan sencilla que realmente no necesita contar más, es auto conclusiva en sí misma y que por haber presentado a los vampiros en una forma poco común nos resulta fácil ver por qué esta cinta sigue siendo un referente para los amantes del género vampírico desde su estreno.

QUIZÁ TE INTERESE  Batman v Superman: Dawn of Justice - Comic-Con Trailer

Cuando los estudios Warner le propusieron a Joel Schumacher dirigir una secuela este se negó rotundamente diciendo que ya se había contado todo sin embargo el proyecto quedó en el aire por muchos años y no fue hasta 2008 que The Lost Boys: The Tribe llegaría al formato casero lo mismo que Lost Boys: The Thirst en 2010, películas que no destacaron y que quedaron como un simple precedente de algo que pudo ser y no fue, regresando a estos trabajos como el único elemento de la película original el actor Corey Feldman en el papel de Edgar Frog.

Desde 2016 la cadena CW está interesada en llevar a la pantalla chica una serie basada en la cinta y que tendría como productor a Rob Thomas creador de las series Veronica Mars y iZombie teniendo como historia central el origen y evolución de David personaje interpretado por Kiefer Sutherland en la cinta y que tendría cambios radicales como que los hermanos Frog ahora serán hermanas, en 2019 se entregó un piloto a los ejecutivos quienes no quedaron convencidos y postergaron una vez más la producción hasta el 2021 si no es que más tiempo por lo que está sucediendo en el mundo.

En 2008 la editorial Wildstorm hizo lo propio presentando la miniserie de 4 números en comic de Lost Boys: Reign of Frog escrita por Hans Rodionoff y dibujada por Joel Gomez, Don Ho, Randy Mayor y Gabe Eltaeb que cuenta la historia entre The Lost Boys y The Lost Boys: The Tribe, con cambios radicales en los personajes y el regreso de David como protagonista de la historia no es más que un punto de vista en historieta de lo que pudo ser la secuela cinematográfica que en un principio habían ofrecido dirigir a Schumacher.

2011 revivió a The Lost Boys en un modesto músical que fue más bien un performance/opera/rock en donde se contaban algunos pasajes de la cinta homeajeándola con covers de las canciones más populares del soundtrack.

Por otro lado en 2016 el sello Vértigo lanza la miniserie de 6 comics que es una secuela directa de la película dejando de lado las 2 cintas previas y Lost Boys: Reign of Frog , en esta historia Michael, Sam y los hermanos Frog tienen que proteger a Star de sus hermanas las Blood Belle, escrita por Tim Seeley y dibujada por Scott Godlewski.

La nostalgia a veces no es suficiente y algo así pasa con estos cómics que pretende colgarse de los nostálgicos aunque el tiempo de la película y su tentativa secuela ya haya pasado, y es que, The Lost Boys no es una franquicia como tal a la que el éxito la ha precedido y se mantenga viva en pequeñas convenciones y del cine de su época, de ahí que estos cómics hayan llegado demasiado tarde.

Hay quien consideran que The Lost Boys es una de las mejores películas de vampiros que existen, otros no tanto, pero lo que si no podemos negar es que es un clásico que sigue tan vigente como el día de su estreno.

“Duerme todo el día, diviértete toda la noche, nunca envejecerás, nunca morirás, es divertido ser un vampiro”

La película se encuentra disponible en formatos caseros en edición normal y especial por aniversario así como en las diferentes plataformas digitales, si eres amante del cine de los 80’s y las películas de vampiros ésta es una gran propuesta para que la disfrutes.

Descansa en paz Joel Schumacher y agradecemos que tus muchachos perdidos alcanzaran el éxito que tu tanto buscabas.

close
Recibe las noticias más recientes
Al suscribirte, aceptas el Aviso de Privacidad
Rod
Bruno Díaz de día, Batman de noche